El Puerto anota la mayor caída en un mes desde la crisis

 

Todo ello resulta visible en la terminal de Bouzas, colapsada con unos 19.000 vehículos. Lo que ha obligado a la Autoridad Portuaria de Vigo a tomar “decisiones de urgencia”. La primera de ellas la apertura anticipada de la entreplanta del silo de almacenamiento de vehículos, hasta ahora fuera de servicio ante la entrada en preconcurso de acreedores de la empresa adjudicataria de esta obra, que todavía no ha podido ser recepcionada de forma oficial por la paralización administrativa a la que ha tenido que hacer frente.

López Veiga agradeció el esfuerzo del conselleiro de Economía, Francisco Conde, para regularizar esta situación lo antes posible. Hasta que esto suceda, el máximo responsable portuario ha firmado una resolución por razones de urgencia, que precipita su apertura.

Otra decisión en este sentido, tomada por el consejo de administración con el voto en contra del alcalde de Redondela fue aprobar una tarifa para el estacionamiento de automóviles en la explanada de Duchess, la base de contenedores de Rande sin utilizar.

Se trata de 22.000 metros cuadrados de superficie que los operadores tendrán a su plena disposición a mitad de precio que en la Terminal de Bouzas “por si hay necesidad de hacer estocaje a largo plazo”, subrayó López Veiga. El precio por estacionamiento de vehículo/día todavía podrá ser menor a través de una autorización. El bajón en las exportaciones de coches, muy importante, no es único en la estadística: también hay caída en contenedores o pesca.

En cuanto al descenso del tráfico de pescado fresco (cae el 17% en septiembre), López Veiga explicó que se trata de una tendencia generalizada. Según los datos disponibles en la plataforma de Pesca de Galicia, Portonovo, Ribeira, Celeiro e incluso A Coruña han experimentado los mismos descensos que Vigo, incrementándose estos en algunos casos.